martes, 31 de marzo de 2009

Programa de tv Ojo Clinico


video

Leer Mas

Falsificación marcaria: cuando el fin justifica los medios

Para el candidato a diputado por la COALICION CIVICA Alfonso Prat Gay el apego a la ley pareciera no resultarle aplicable o no debiera serlo a los que él denomina "emprendedores". Asi pues, según Prat Gay refiriendose a La Salada, es hipócrita castigar la informalidad de los excluidos cuando desde el Gobierno se mira con prejuicio su trabajo digno y no se les asegura un camino de salida para su situación...
En esa dirección, sostiene que es imposible estar a favor de la microempresa y en contra de La Salada. Al mismo tiempo que reconoce expresamente, cuando se le pregunta sobre si existe falsificación de marcas en la feria, que es verdad, que en La Salada hay falsificación de marcas. Pero agrega que es un tema a resolver, pero no con operativos policiales espasmódicos y mediáticos en los que se decomisa mercadería. Mejor sería sentarse a pensar soluciones que no maten la actividad que allí se produce.
D E S C O N C E R T A N T E.
Acaso no sería mucho mas sencillo, prudente y ajustado a derecho sostener que hay que castigar a aquel que infringe la ley y viola el derecho de propiedad de cualquier otro ciudadano, en lugar de justificar su actividad al amparo de ser un "emprendedor"?
Es que realmente no se advierte que la falsificación de marcas no es un delito que pueda ser llevado adelante por gente sin recursos sino que por el contrario requiere de grandes capitales por detrás del delito?
Todavía no se cobra conciencia sobre el destino que lleva el dinero fruto de ese ilícito?
Cuantas veces se debe insistir que con dinero proveniente de la falsificación de marcas se financian otros delitos mayores, como el terrorismo, el narcotráfico y el tráfico de armas?
Para el candidato a diputado por la Coalición Civica, trabajadores y emprendedores arriesgados es lo que este país necesita.
A mi modo de ver, lo que el pais necesita es que se respete el estado de derecho y que los ciudadanos se ajusten a él. Que existan reglas y que se cumplan. Y que el que las viole sea sancionado. Como en cualquier país del mundo.
Contrariamente a lo que manifiesta Prat Gay, no estoy de acuerdo en que no se deba castigar la informalidad cuando esta encubra delitos tales como la falsificación de marcas, los piratas del asfalto o la evasión impositiva.
En un negocio que mueve mas de mil doscientos millones de pesos al año considero que no se puede hablar seriamente de la informalidad de los excluidos.
En síntesis, tristemente sorprendido por los dichos de este candidato a diputado para el que pareciera que el fin justifica los medios.


Leer Mas

lunes, 16 de marzo de 2009

Una vez mas La Salada y el Comercio Informal

Tras el operativo realizado durante el fin de semana por el titular de la Agencia de Recaudación de Buenos Aires (ARBA), Santiago Montoya, La Salada volvió a estar en boca de todos. Esto por cuanto la presencia del titular de ARBA generó la reacción de gran parte de los puesteros de uno de los tres galpones principales de la feria, -donde se encuentran los vendedores con mayor antigüedad-, que no dejaron ingresar a los agentes provinciales...
En efecto, unos 220 agentes de ARBA junto con personal policial ingresaron en el predio a primera hora de la mañana de ayer con el objetivo de detectar casos de evasión impositiva, cuando fueron recibidos con insultos y huevazos por los puesteros, generando grandes incidentes.
En el marco del operativo, se decomisó la mercadería de 33 vehículos y se labraron actas a aquellos vendedores que no presentaron la documentación fiscal correspondiente. Hasta aqui, mas de lo mismo.
Lo sorprendente sin embargo fueron las declaraciones que el matutino La Nación le atribuye al titular de la Agencia de Recaudación, cuando informa que "Montoya alertó sobre una situación que, según la opinión de los comerciantes, ya es moneda corriente en La Salada: "Estamos previniendo lo que creemos que va a pasar en los próximos meses, que es que muchas empresas de primera línea utilizarán estos puestos para vender sus productos eludiendo el pago de impuestos", dijo el funcionario provincial".
De verdad, cuando uno escucha declaraciones como estas, no queda mucho mas espacio ni para la reflexión ni para alentar esperanzas de cambio.
Ahora resulta que aquellos que estan cansados de ver sus derechos agredidos y sus marcas falsificadas son los que el funcionario finalmente prevee va a tener que perseguir. Realmente I N S O L I T O!!
Aquellos que invierten en el desarrollo de una marca o de otros derechos de propiedad intelectual, y/o que pagan regalías para poder comercializar dichas marcas, no lo hacen al amparo del comercio informal. Por el contrario, defienden y exigen la formalidad; la informalidad mas allá de los delitos que pueda engendrar implica ni mas ni menos que competencia desleal.
Como sucede por ejemplo con las quejas de los comerciantes de la calle Florida que piden que se detenga la venta ilegal en la peatonal; al respecto, al decir del presidente de la Asociación Amigos de la calle Florida la conducta de "los manteros implica ni mas ni menos que una apropiación ilegal del espacio público, no se puede caminar por Florida después de las 18; el alquiler de un local cuesta 5.000 dólares por mes y esta gente vende mercadería sin pagar ningún impuesto".
Lo cierto es que en ningún caso cuando agentes de ARBA van a realizar inspecciones en comercios formalmente legales se los recibe arrojando huevos a los inspectores y la policía.
Lo peor de todo esto es que parece que cada vez nos estamos acostumbrando mas y mas a convivir con la informalidad y a justificar lo injustificable. El que sufre, mientras tanto, es el estado de derecho.
RJ

Leer Mas

martes, 10 de marzo de 2009

Una vez mas el fraude marcario en boca de todos

Una vez mas pareciera que por espasmo, todos los sectores se preocuparan de repente por el flagelo que implica la falsificación marcaria en nuestro país. Asi, La Nación titula "Un "emblema mundial" de lo ilegal" refiriéndose a la calificación que hizo la Unión Europea a La Salada, respecto de la feria junto al Riachuelo, adonde no llegan inspectores...
A este respecto, explicó Sergio Vargas, coordinador legal de la Asociación Argentina de Lucha contra la Piratería, que "Las autoridades provinciales y nacionales saben que se comercializa mercadería ilegal y que no se pagan impuestos, pero nada se hace porque no se ponen de acuerdo sobre en qué jurisdicción se encuentra, si nacional o provincial", Y agregó: "No hay una clara intención política de combatir la ilegalidad, mientras este monstruo sigue creciendo".
Lo cierto es que según el matutino, refiriéndose al fraude marcario, es uno de los pocos negocios que crece en medio de la crisis económica. Representa el 7 por ciento de la economía mundial, en la Argentina mueve más de 9500 millones de pesos por año y alrededor del 40% del mercado local hoy se produce en el país, cuando hace dos años el 90% era de importación.
Esto es exactamente lo que vengo denunciando hace años. Nuestro país dejo de ser un país de tránsito para convertirse en uno desde donde se fabrica y se exporta.
Mientras tanto, continuamos sin legislación acorde para dar el combate que corresponde; y tampoco se advierte un cambio en la concepción de la gente en relación a la gravedad que encierra consumir productos falsos.
RJ


Leer Mas